En está ocasión os traemos nuestra experiencia con un modelo de la marca Xiaomi, uno de los que hasta hace bien poquito, era de lo más potentes de su extenso catalogo, se trata del modelo Mi 8 pro, en su versión Explorer Edition. Es la que tanto comentario levantó a su salida de que si era realmente transparente o era una “maqueta”, al final se confirmo esto último, pero no deja de ser un modelo curioso y que a los menos entendidos da el pego.

Características

Os ponemos en antecedentes con sus principales especificaciones:

PANTALLASuper AMOLED 6,21 pulgadas FHD+, 402 ppp, 19:9 con notch
PROCESADORSnapdragon 845
RAM8 GB RAM
ALMACENAMIENTO128 GB
CÁMARAS TRASERAS12 megapíxeles gran angular f/1.8 + 12 megapíxeles f/2.4 con zoom óptico, OIS de cuatro ejes
CÁMARA FRONTAL20 megapíxeles, f/2.0
BATERÍA3.000 mAh
SOFTWAREMIUI 9.6 sobre Android Oreo 8.1 (actualizado a MIUI 10.2.2 y Android 9)
OTROSLector de huellas bajo la pantalla, GPS dual

Diseño

Como ya hemos comentado, esta versión es la que simula ser transparente por detrás, con unos bordes muy redondeados, que prácticamente dan continuidad de la parte trasera a la delantera sin notar los laterales. Por la parte trasera su doble cámara en vertical, con el flash entre las dos lentes, en el lateral derecho los típicos botones de encendido y los de volumen, en la parte izquierda la bandeja para las Sim y en la parte inferior, los dos altavoces y el USB tipo C.

Un teléfono muy delgado y que hasta sin funda se agarra bastante bien.

Delante, su enorme pantalla con un gran notch, y el lector de huellas integrado en pantalla.

En detalle

Empezaremos por la pantalla, con una resolución de 2.248 x 1.080 pixeles y un brillo de 600 nits, no tendremos problema a plena luz del día y la calidad es muy buena.

Tenemos la opción de calibrar temperatura y contraste en los ajustes de pantalla para adecuarla a nuestro gusto.También podemos hacer que la pantalla se encienda al levantar el teléfono o despertarla con doble pulsación.

La respuesta al táctil es precisa y rápida, algo que va con su potencia.

Estaba claro que con un Snapdragon 845 y 8 GB de ram, la potencia está fuera de toda duda. Como es natural, el Mi 8 pro, ha rendido bien en todas las pruebas, aplicaciones, navegación y juegos. Tanto en reproducción multimedia, multitarea, etc, el teléfono rinde fluido, sin lags y sin arrastres.

Para los amantes de los test, os dejamos el resultado en AnTuTu Benchmark,

Pasamos al tema de desbloqueo, en este terminal el lector de huellas está debajo de l pantalla. Desbloquear, si, desbloquea, pero no tan rápido ni tan bien como debería. Tienes que poner el dedo muy bien para que lo pille y aun con todo es un tanto caprichoso. Si lo detecta bien, el desbloqueo es normal, no es de los más rápidos que he probado.

El desbloqueo facial si, es rápido y lo hace bien, pero para poder activarlo deberemos cambiar nuestra región a Hon kong, por ejemplo, ya que en España, no está disponible. Para ello tan solo deberemos ir a “ajustes adicionales” y cambiar la región, sin que esto cambie el idioma del teléfono, aunque puede que te instale alguna app de esa región

Software

Como habréis podido ver en las especificaciones, venia con Android 8.1 bajo su conocida capa MIUI 9.6, pero a fecha de hoy, este terminal ya está actualizado a MIUI 10.2.2 y Android 9, con lo que está a la última.

MIUI viene a mejorar en ciertos aspectos Android puro, añadiendo más funciones al sistema y dándole estabilidad y fluidez. Pero es algo que también depende de gustos y de costumbre en el manejo.

aplicaciones de terceros

En cuanto a las aplicaciones, aparte de las Apps de Google, tendremos alguna que otra tienda y aplicación de terceros que podemos desinstalar.

Las aplicaciones se distribuyen por las diferentes pantallas, no teniendo como es habitual el típico cajón de aplicaciones.

Si algo no funciona bien y es un tema que llevan arrastrando tiempo en MIUI son las notificaciones. Los avisos llegan, pero al poco desaparecen de la barra superior, con lo que no sabrás si tienes o no alguna notificación pendiente de ver, salvo que deslices hacia abajo la cortina.

Batería

En este modelo se sacrifica algo de batería en comparación del Mi8 Standar y pasa de los 3.300 mAh a los 3.000 mAh y eso se nota. Con uso intensivo tendremos que conectarlo antes de que termine el dia. Para un uso normal con la gestión de MIUI y el cierre de aplicaciones, etc, podemos terminar el dia.

De todas formas, con el terminal apagado, podemos cargarlo en poco menos de dos horas.

Sonido

El sonido de sus dos altavoces es bueno, da volumen y calidad suficiente como para poder escuchar nuestra música en buenas condiciones. Mejor no subir el volumen a tope, se escuchara mejor. El sonido por sus auriculares tipo C también es de calidaz y gana con respecto a escuchar con los altavoces externos, por supuesto.

Además contamos con equalizador y la opción de elegir qué tipo de auricular de su marca estamos usando, para ajustar mejor los parámetros.

En la unidad recibida para la review no venían auriculares y si, adaptador de 3,5 a tipo C

Cámaras

En este modelo tenemos una doble cámara, un sensor principal de 12 megapíxeles gran angular f/1.8 con estabilización óptica de imagen y un tele como secundario, también de 12 megapíxeles y con apertura f/2.4. Para la frontal tenemos una única cámara de 20 megapíxeles.

En la aplicación de cámara tendremos los típicos modos foto, retrato, nocturno, panorámica, etc, vídeo corto, vídeo, etc y un modo manual para poder toquetear a nuestro antojo diferentes parámetros y elegir qué lente queremos usar.. En el modo foto, podemos activar o desactivar la inteligencia artificial, AI.

Con la cámara frontal tendremos hasta 5 modos de belleza y una opción de remodelado del rostro por partes, barbilla, labios, etc.

Los resultados son buenos, pero tampoco encontramos gran diferencia según en qué circunstancias, entre los modos auto, HDR y con AI.

El modo nocturno, en cambio, sí que le da otro tono a la foto.

Os dejamos alguna foto realizada en diferentes modos para poder ver la diferencia.

En alguna foto de atardecer, la lente formaba un reflejo algo molesto, que también salia en vídeo.

La calidad de la cámara en general es buena, consiguiendo mucho detalle y buena compensación entre oscuros y claros.

En vídeo tiene muy buena calidad y el estabilizador cumple su función, pudiendo usarlo en resoluciones 1080 y 4K.

Conclusión

Por menos de 599 euros, que fue su precio de salida, tenemos un Snapdragon 845, 8 GB de ram y 128 GB de almacenamiento, al que poco se le puede criticar. Salvo en autonomía, si eres un usuario muy exigente y ese pequeño inconveniente con las notificaciones, por lo demás, potencia, fluidez y materiales, es una buena opción.

Las actualizaciones también están garantizadas y mejoras en su capa, que van puliendo pequeños fallos.

En contra, los continuos modelos que va sacando la marca y que hacen que nuestro móvil se «desfase» en poco tiempo, como el recién presentado Mi9.

Podéis tener mas información en la web oficial.